CONTEXTUALIZACIÓN DEL TERRITORIO
por on noviembre 28, 2016 en Sin categoría

JUSTIFICACIÓN DE LA REALIZACIÓN DEL PROYECTO EN ESTE TERRITORIO

1. Mapa sociológico

1.1 Saltillo como ciudad extensiva

Saltillo presenta, a grandes rasgos, el modelo de ciudad que se repite en gran parte de las ciudades mexicanas. Por supuesto que también tiene sus peculiaridades, unas buenas y otras no tanto, que la distinguen y la hacen única dentro del contexto de las urbes de México.

Hasta la gran explosión industrial de los años 70’s y 80’s del siglo XX, Saltillo había sido una ciudad de tamaño pequeño – medio, en comparación con otras ciudades de la época. El modelo de ciudad que se adopta en esta época tiene ciertas características que mimetizan al de la época colonial y épocas posteriores, basado en un modelo edilicio adecuado a las necesidades del momento, manzanas rectangulares cerradas donde edificaciones con fachadas de tamaño medio y gran fondo, por norma general, se sucedían formando el macizo de la manzana, donde los corazones de éstos estaban destinados al uso de corrales, de ahí la necesidad de un fondo razonable en los lotes de las viviendas. La altura de las edificaciones era de planta baja o planta baja más una, más que suficiente. Los espacios lúdicos al aire libre que existían, eran pocos pero fácilmente gestionables ya que la cantidad de población que había no requería de más. La ciudad tenía en esta época baja altura de edificación principalmente debido a la inexistencia de necesidad para ello, además de que la tecnología para construir en altura se desarrollaría bastante después de la época colonial.

La gran explosión demográfica de estos años, junto a la falta de adopción de medidas para promover otros modelos edilicios y de ciudad, trajo como consecuencia la formación de un Saltillo extensivo al máximo. La abundancia de suelo barato para seguir construyendo un modelo de ciudad basado en las necesidades de la época colonial, es uno de los puntos básicos en los que se apoya la aparentemente falta de necesidad de adoptar otros modelos. Esa aparente falta de necesidad es completamente ficticia, ya que el modelo seguido crea otras necesidades a cubrir, propias de las ciudades extensivas y que han hecho que Saltillo presente las carencias propias de éstas. Dichas carencias en Saltillo se presentan de la siguiente forma:

· Dificultad de dotar a las numerosas colonias con equipamientos (culturales, sociales, deportivos, espacios verdes, etc.) por la inmensa red de espacios a crear y mantener. Crear las dotaciones necesarias para que todas las unidades habitacionales dispongan, por colonia, de los equipamientos mínimos situados a una distancia razonable y que las distancias se puedan cubrir a pie (cuestión más que lógica), se hace difícil por la cantidad de recursos que habría que destinar a este fin.

· Sistema de vialidad cada vez más extenso que necesita más y más recursos de manera exponencial. Cada vez hay que hacer más y más esfuerzos en un sistema de red viaria que nunca deja de absorber recursos y que únicamente crea una retroalimentación, más carros igual a más vialidad, pero que no soluciona el problema de fondo que existe.

· Redes de infraestructura (abastecimiento de agua potable, drenaje, recogida de basuras, etc.), son sistemas caros por la complejidad del diseño y la extensión de la red y mantenimiento. La red de abastecimiento de agua presenta pérdidas, como suele ser habitual en todas las ciudades del mundo, pero al ser tan extensa, se multiplica el sangrado y se dificulta la localización y arreglo de los puntos de pérdida.

CUADRO 1: Carencias urbanas que describen a la ciudad de Saltillo actualmente.

1.2 Análisis urbanístico a nivel socio – cultural.

Saltillo presenta una gran complejidad a nivel urbanístico que se ve reflejada en otros aspectos, como son el social y el cultural, aunque dicha situación hace pensar en si una crea a la otra o viceversa. Años de evolución en determinadas direcciones y nuevas situaciones que se han presentado a nivel global, no sólo en la realidad urbana de Saltillo, han ido retroalimentando dichas singularidades, algunas de ellas serán analizadas a lo largo de este texto.

1.3 El Centro Histórico

El Centro Histórico de Saltillo, a pesar de ser el germen originario de la ciudad, donde se encuentran la mayoría de los equipamientos culturales, entre otras cuestiones, no es el punto de reunión de los saltillenses, y aunque puede que sea el punto de referencia al hablar de identidad de esta población, sólo lo es a la hora de hablar de ello. Analizando los movimientos diarios de diversos grupos poblacionales, se ha podido observar que éstos no se cruzan en el lugar donde deberían cruzarse sus pasos y sus miradas, el centro histórico, y rara vez, determinados sectores pertenecientes a niveles socioeconómicos distintos, se encuentran no ya en el centro, sino también en otros lugares. Varias son las cuestiones que influyen en ello:

  • La gran extensión que presenta la ciudad de Saltillo y las grandes distancias a cubrir para llegar a determinados lugares.
  • La falta de un sistema de transporte público eficiente y con el que la población se sienta conectada a todos los puntos de la ciudad de manera fácil y rápida.
  • La inexistencia de determinado tipo de comercio de calidad en el centro histórico que hace que los ciudadanos vean en los centros comerciales de la periferia su punto de compras, encuentro y ocio, es decir, lo que debería ser el centro de Saltillo y no es.

Las consecuencias de todo este proceso ya iniciado hace tiempo son múltiples y en algunos casos preocupantes, algunas de ellas se pasan a enumerar:

  • El Centro Histórico ha dejado de ser el punto de referencia en cuestión de identidad y punto de encuentro para la población de Saltillo.
  • Se ha iniciado un proceso de despoblación del Centro Histórico que apoya todavía más al punto anterior. Este proceso ya se ha dado en otros lugares a nivel mundial en los años 80’s, e invertirlo de la manera más rápida, haría que no sucedieran consecuencias aún más negativas de las que ya se están dando.
  • Existe un desconocimiento físico de las colonias y de la población de éstas por parte de la población circundante, incluyendo en éste al Centro Histórico. El desconocimiento trae consigo miedos que se ven reflejados en la demanda social existente de levantar bardas que aíslen aún más a la población de determinadas colonias y fraccionamientos. Más bardas, más seguridad, más desconfianza, es lo que está alimentando un sistema de vida en el que sólo me desplazo de mi predio a mi trabajo y al centro comercial donde compro las cosas que necesito y donde paso mi tiempo de ocio. Un sistema donde no tiene cabida el encuentro, compartir ideas y conocer al vecino. Hablar de las situaciones que todo esto crea es largo, pero todos podemos imaginar de manera clara que la desconfianza y el desconocimiento terminan creando situaciones de violencia, como la que ya se da en Saltillo.

1.4 Barreras físicas y psicológicas en Saltillo.

Las bardas que cierran algunas colonias y fraccionamientos, cada vez más demandadas por vecinos de los nuevos desarrollos, no son las únicas barreras que existen en Saltillo y que, por otro lado, no son más que el reflejo de una situación social que segrega cada vez más de uno y otro lado, ya sea por desconfianza, falsa sensación de seguridad o por búsqueda de privacidad. Accidentes geográficos que se encuentran por el área metropolitana de Saltillo como cuencas de arroyos que separan colonias, sin pasos suficientes entre ambos lados, son otro ejemplo de la segregación existente. Pero quizá el ejemplo más significativo que hemos encontrado es el de la zona de poniente del centro histórico, donde el eje ferroviario norte-sur, la banda de tejido industrial (en muchos casos ya abandonada) y el arroyo que circula en paralelo a la vía del tren, todos juntos, forman una gran barrera que resulta no fácil de franquear por los escasos accesos y la calidad de éstos.

Diagnóstico 1

Los pasos existentes a través de la barrera formada por las vías del ferrocarril, el arroyo y la banda industrial son pocos, y en algunos casos, de mala calidad, ya que se da preferencia en éstos a las vías del ferrocarril o al tráfico rodado, quedando el acceso peatonal entre ambas áreas, en algunas situaciones como un paso subterráneo o un puente peatonal cuya comodidad es discutible.

La necesidad ha creado la solución, y los ciudadanos han resuelto el acceso de un lado al otro a través de pasos informales pero que presentan, como es obvio, problemas de seguridad para el peatón e incluso para los vehículos que atraviesan las vías del ferrocarril.

En la imagen se pueden observar los puntos que los ciudadanos suelen usar para hacer sus recorridos del centro al poniente y viceversa. Se puede observar que hay muchos más de los que la ciudad ha previsto como puntos de acceso formales, lo cual indica la necesidad de establecer nuevas conexiones.

En el caso de la industria situada a lo largo de la banda de división norte – sur, hay que decir que gran parte de ésta se encuentra en estado de abandono y que esto, además, crea un problema de seguridad, ya que a determinadas horas resulta un tanto temerario pasar por estas zonas despobladas y que sólo cumplen una función de paso.

Sobre la función de las vías ferroviarias al día de hoy, es evidente que tienen un uso bastante intenso, pero hay que tener en cuenta que se trata de un uso netamente de transporte para la industria saltillense y que no da servicio al gran público en ningún caso. El trasiego de ferrocarriles supone un problema ya que la estación y la zona de carga y descarga se encuentran prácticamente en el casco histórico de Saltillo. Cabría preguntarse hasta qué punto no resulta anacrónica la existencia de una infraestructura ferroviaria que atraviesa el mismo corazón de la ciudad y que provoca la existencia de un tráfico rodado pesado por la misma, entre otros problemas como los ya mencionados.

1.5 Análisis demográfico por colonias

A pesar de lo descrito anteriormente, sobre el proceso de despoblación en el que se está viendo involucrado el Centro Histórico de Saltillo, éste cuenta todavía con una densidad poblacional muy alta en comparación con el resto del área metropolitana, pero a la vez, es cierto que la densidad de elementos habitacionales debería corresponder a una densidad poblacional aún mayor.

Diagnóstico 2

Como podemos ver en la siguiente imagen, las mayores concentraciones de densidad poblacional se dan en el Centro Histórico y en las colonias aledañas, sobre todo en las áreas que se encuentran al poniente de la franja norte – sur ya nombrada que contiene a las vías del ferrocarril, la banda de tejido industrial, calificado en su mayoría como “industrial ligero” por el Plan Director de Desarrollo Urbano y el arroyo que fluye paralelo a éstas anteriores.

De manera lógica, las zonas más alejadas del Centro Histórico corresponden a áreas de densidad baja o muy baja. Dichas áreas corresponden en su mayoría a zonas de expansión donde el modelo habitacional desarrollado es el de vivienda unifamiliar aislado y que cuentan en comparación con otros modelos habitacionales de Saltillo, con una gran superficie en su predio, donde se desarrollan espacios ajardinados privados.

1.6 Análisis socio – económico

Diagnóstico 3Superponiendo la anterior imagen de densidad demográfica con la que vemos en este apartado, que define a grandes rasgos con manchas los estratos socio – económicos, se observa de manera evidente, la existencia de una correspondencia entre las zonas de mayor densidad poblacional y las de menor recursos económicos. No es casualidad que la barrera física de la que ya hemos hablado, se encuentre entre el Centro Histórico de Saltillo y las colonias al poniente de este último. Por otro lado, también se observa que las zonas clasificadas como “más pudientes” se desarrollan principalmente en las áreas que tienen una densidad poblacional más baja, es decir, que disponen de más metros cuadrados de terreno por habitante que en otros lugares.

Otros puntos observados, definen sus límites socio económicos a partir de otras barreras, como pueden ser grandes avenidas que cuentan con un intenso tráfico o cañadas de arroyos insalvables debido a la inexistencia de pasos entre ambas lados.

Las zonas marcadas como más deprimidas económicamente son, como podríamos imaginar, las que presentan índices de inseguridad, delincuencia, y otros medidores sociales negativos altos.

1.7 Análisis de los equipamientos existentes

Debido a las problemáticas detectadas y analizadas en los puntos anteriores, hemos centrado el estudio de los equipamientos públicos en el área que se ha puesto de manifiesto como propicia para ello. Tratándose, lógicamente de la zona de poniente colindante con el Centro Histórico, pero separada de éste por una barrera física ya nombrada anteriormente.

Diagnóstico 4A primera vista llama la atención la falta de equipamientos deportivos tanto en la zona de centro histórico como en la zona de poniente, tras las vías del tren. Otras áreas de la ciudad presentan una mayor concentración de este tipo de equipamientos, pero desgraciadamente, estas zonas que presentan las mayores concentraciones poblacionales, se encuentran en este aspecto, desatendidas.

En el caso de la zona deportiva conocida como “La Maquinita”, se puede afirmar que la gran extensión de las instalaciones permite la inclusión de muchas canchas deportivas, pero el estado de algunas de éstas las hace poco practicables.

La red de espacios verdes y ajardinados que en el Plan Director de Desarrollo Urbano se marcan como tales, presenta de nuevo, una gran dispersión y carencia de éstos. Por otro lado, se ha observado que la calidad de éstos en algunos casos es deficiente, marcándose como espacios verdes algunos que en la realidad se presentan como espacios baldíos y que no poseen cualidades de espacios verdes como tales.

Como se puede observar, existen grandes extensiones carentes de espacios verdes en las áreas analizadas. El mantenimiento de éstas y la dificultad de equipar adecuadamente a una gran población de una ciudad extensiva, hace que se complique en gran medida la inclusión de este tipo de espacios en la ciudad, pero en ningún caso es excusa para la falta de éstos.

Los elementos marcados de azul en el plano corresponden a equipamientos en general. En la zona de poniente de Saltillo, dichos equipamientos son principalmente centros educacionales de primaria, otros de mayores dimensiones son infraestructuras como subestaciones transformadoras de electricidad y elementos de similares características. En ningún caso se encuentran en esta zona equipamientos de carácter sociocultural o su presencia es casi nula. A diferencia de la zona del Centro Histórico, donde se encuentran concentrados la mayoría de éstos, tratándose principalmente de equipamientos de carácter museístico. También encontramos aquí equipamientos administrativos estatales y municipales, además de recintos universitarios diseminados por el Centro Histórico y alrededores. Llama la atención, nuevamente, la baja presencia de centros socioculturales de carácter público, incluso en el Centro Histórico, aunque no se puede decir que su presencia sea nula.

En el caso de los equipamientos de carácter comercial, hay una existencia masiva en ciertas zonas del Centro Histórico, aunque como ya se comentó, no se puede decir que esta circunstancia puede ser considerada como un centro histórico comercial que pueda competir con los centros comerciales de las afueras, por el carácter de los comercios en si. La zona de poniente carece absolutamente de este tipo de equipamientos, aunque sí existen otro tipo de comercios, tanto aquí como diseminados por gran parte del Centro Histórico, son lo que el PDDU ha dado en llamar corredores comerciales, caracterizados principalmente por la falta de concentración en zonas. Esta situación trae consigo el problema del que ya se ha hablado anteriormente, la dispersión, que crea la necesidad de realizar grandes o medios recorridos para alcanzar los puntos de venta de los productos deseados, aunque éstos sean de primera necesidad.

2. Ubicación

Como se ha indicado en los informes urbanísticos, la zona que ha despertado más interés es la limítrofe con las vías del tren que separan, como una herida, la ciudad; tanto urbanísticamente, como socialmente.

Con esas premisas (industria abandonada y limítrofe a la fractura urbanística) se analizaron varios espacios de los que se compone la ciudad, y se localizaron tres, de los cuales se seleccionó la estación de ferrocarril para dar vida a EL NODO.

EL edificio listo para entrar: Estación de Ferrocarriles.

Diagnóstico 5Características por las cuales se seleccionó la Estación de Ferrocarriles para dar vida a EL NODO ESTACIÓN CREATIVA.

      • Zona industrial abandonada.

 

      • Límite entre una zona urbano marginada y el centro de la ciudad.

 

      • La población pueda acudir peatonalmente, con la finalidad de  que el automóvil no sea un factor discriminatorio.

 

    • Puede acudir la población en situación de marginación, así como del resto de la ciudad.

REGRESAR

Leave a Reply

Realidad Aumentada de El Nodo Estación Creativa